Noticias
Cómo diseñar uniformes personalizados que inspiran confianza.
(31 enero 2020)
La descripción formal de la ropa de trabajo es la de un atuendo que visten los miembros de una organización durante las actividades de esta. Dependiendo del tipo de industria, el número de trabajadores y el país también se le puede llamar vestuario, uniformes personalizados o ropa de trabajo personalizada. Para algunos, su concepto puede tener una connotación ‘oficial’, ‘seria’ o ‘burocrática’. Sin embargo, son versátiles y se pueden adaptar a cualquier necesidad. La implementación de uniformes personalizados, como todo en la vida, tiene ventajas y desventajas. Algunas personas los consideran profesionales, mientras que otros piensan que limitan la libertad de expresión. Al final, la decisión de aplicarlo o no depende de cada empresa. ¿NECESITO UNIFORMES PERSONALIZADOS PARA MI NEGOCIO? Para algunos negocios la prenda laboral es una pieza esencial en el día a día, mientras que para otros no. De hecho, varios de ellos lo ven como algo negativo. Todo depende de tu modelo de negocio, pero si tu compañía está dentro de alguna de las siguientes categorías, entonces probablemente necesites al menos un uniforme estándar. Entrega o servicios a domicilio Si tus trabajadores van al hogar de tus clientes, deberían llevar algún tipo de uniforme. Para que las personas sientan la confianza para dejar entrar a alguien a su casa, es muy importante que vean algo que les garantice que quien esta detrás de su puerta es un profesional, y no un ladrón. Seguramente una calificación certificada también es una solución, pero un uniforme identificará inmediatamente a esta persona. Entrega Domicilio Sector sanitario La indumentaria laboral en la industria sanitaria garantiza higiene para el paciente y comodidad para el trabajador. Estos suelen tener un código de color, el cual permite la organización del área y la simplificación del proceso de identificación durante una emergencia. Los códigos cambian según donde estés ubicado. No obstante, la mayoría del tiempo los cirujanos usan uniformes de color verde en clínicas y hospitales. Otro tipo de industrias que no necesariamente están relacionadas con la salud pero requieren de una alta exigencia sanitaria son los spas y gimnasios, e igualmente se benefician al tener camisas polo personalizadas. La industria de la comida Aunque en el mundo de la gastronomía hoy en día se ven uniformes personalizados de todos los tipos y colores, el atuendo de color blanco, junto con su delantal, siempre será el clásico de este mundo. Este color le asegura al cliente que tanto el cocinero como el restaurante están pulcros. Las prendas blancas también absorben menos calor que el resto de los colores, lo que mantiene al personal fresco y cómodo. Servicio al cliente: presencial Si tienes una tienda u otro tipo de espacio donde tratas al cliente cara a cara, no te haría mal considerar un uniforme, por ejemplo un polo bordado. Esto permitirá que tus clientes identifiquen rápidamente a tus empleados, garantizando un servicio mas rápido. Labor manual / Industria de la construcción Mas allá de crear una marca, este tipo de negocios se benefician de uniformes personalizados por razones de seguridad, como por ejemplo un chaleco de alta visibilidad. El portar una vestimenta apropiada le proporciona a los empleados las herramientas necesarias para cumplir con su trabajo y reducir el riesgo de lesión. Aunque tu marca no entre en ninguna de las categorías mencionadas, un uniforme puede tener también un impacto positivo en tu compañía. LOS BENEFICIOS DE TENER UNIFORMES PERSONALIZADOS Igualdad Este tipo de indumentaria coloca a las personas que lo utilizan en un mismo nivel. Por ejemplo, en los colegios evita que los niños se sientan superiores o inferiores a compañeros de un distinto estrato social. Branding El vestuario corporativo permite dar a conocer tu compañía. Lo único que debes hacer es que uno de tus trabajadores use una camiseta con el logo estampado y automáticamente se convertirá en un anuncio. Las prendas personalizadas actúan como una extensión de tu marca. Crea una imagen profesional Al igual que tener una página web y una buena tarjeta de presentación, un personal uniformado le da un toque de profesionalidad a tu empresa. Los clientes no solo verán tu negocio con seriedad, sino que los trabajadores pensarán lo mismo. Los estudios han demostrado que los empleados cambian su actitud e incluso la forma de pensar cuando hacen sus labores con ‘ropa de trabajo’. Esto no significa que una persona que se vista casualmente no se tome su trabajo en serio, únicamente indica que el llevar un uniforme hace que el cerebro diferencie con más facilidad el estado de ‘trabajo’ y ‘no trabajo’. Creación de equipos Cuando los empleados llevan el mismo tipo de ropa, sienten que son parte de un equipo. Se genera un sentimiento de “pertenencia” y orgullo por la compañía en la que trabajan. Seguridad Algunas personas no se dan cuenta que el vestir uniformes personalizados incrementa la seguridad en grupos grandes de personas. Cuando todo el mundo se viste con un estilo parecido, es más fácil distinguir cuando un extraño se cuela. Ahorro de tiempo La ropa de trabajo personalizada puede llegar a ahorrar más tiempo del que te imaginas. Primero, significa que los trabajadores no van a pasar tiempo decidiendo que van a ponerse. Segundo, al tener uniforme no se necesita un protocolo de vestido que quita tiempo al crearlo y al implantarlo. ¿CÓMO DISEÑAR LOS UNIFORMES PERSONALIZADOS DE MI NEGOCIO? Veo que has leído todo (¡qué bien!) y has decidido que tu compañía se beneficiará de portar uniformes, así que el siguiente paso es diseñarlos. Pero no te preocupes, no necesitas tener un título en diseño de moda o habilidad para dibujar para lograr un atuendo laboral apropiado. Pero antes de sentarte con un bolígrafo y una hoja, necesitarás hacerte un par de preguntas. PARTE 1 – Investigación ¿Qué hace que mi marca resalte? No hay necesidad de escribir un ensayo, simplemente haz un listado de palabras clave. Entre 5 y 10 será suficiente. Pero, ¡cuidado!, con muy pocas correrás el riesgo de que te falte material. Si pones demasiadas, verás cómo se complica el proceso. ¿Cuáles son las fortalezas de mi marca? De nuevo, haz otra lista de palabras, pero en este caso haciendo referencia a tus fortalezas. Si algunas coinciden con el listado anterior, no te preocupes, no hay ningún problema. ¿Cómo perciben mi marca? Crea una encuesta para tus clientes y pregunta a tus amigos y familiares. A veces creemos saber como el resto nos ve, pero las respuestas a estas preguntas pueden llegar a sorprendernos. Una perspectiva objetiva de una tercera persona puede aclararte como perciben tu marca desde fuera. ¿Cuál es mi historia? Hoy en día, el contar historias es un deber para los que hacen marketing. Mas allá de las ventas, las marcas contemporáneas envuelven a sus clientes de forma emocional. Piensa en qué personalidad tiene tu compañía y qué quiere transmitir. Un uniforme que tenga coherencia con tu narrativa te va a ayudar a guiar el concepto de lo quée es tu empresa. Hora de diseñar Habiendo reunido toda la información, es hora de plasmar tus ideas sobre el papel. Puedes hacerlo a mano o en tu ordenador. Si no tienes esta habilidad, puedes pedirle ayuda a algún amigo del medio artístico. También puedes hacerlo mediante un collage o, en el peor de los casos, busca una imagen de algo parecido que quieras. Señalar e imaginar siempre funciona. ‘Quiero algo como esto, pero en vez de amarillo lo quiero azul.’ PARTE 3 – Producción Busca una impresora Una parte muy importante del proceso de producción es encontrar una compañía que sepa elaborar tu diseño con el detalle y atención necesaria. Por supuesto, nos encantaría que nos escogieras. O sea, ¿qué motivo hay para no hacerlo? Pero bueno, si no lo haces, no tenemos nada en tu contra. Probablemente te daríamos una sonrisa un poco arrogante cuando volvieras, pero eso sería todo. Crea una muestra Antes de comprometerte cien por cien con tu diseño, es muy importante hacer una muestra. Algo así como un prototipo. Esto te va a permitir ver como va a quedar. Puedes pedir a uno o dos de tus trabajadores que usen los uniformes de muestra un par de días y luego solicitar el reporte. ¿Es cómodo? ¿Se ve bien después de varias horas de uso? ¿Cuál fue la reacción de los clientes? Porque créeme, no quieres pasar la misma experiencia de Virgin Airlines (enlace a artículo en inglés). Analiza la retroalimentación y haz los cambios necesarios. Si hay muchos, podría significar que debas rehacer tu diseño y sino, lo último que debes hacer es mandarlo a producir. ¡Por último, diviértete! No necesitas ser un magnate en diseño para elaborar un buen uniforme que encaje a la perfección con tu negocio. Siempre recuerda lo que tu marca quiere contar. ¡Inspírate, diseña y diviértete! La indumentaria corporativa no solo es una forma de promocionar tu compañía, es una oportunidad para expresar tus ideas y dejar tu huella en el mundo

Los 21 mejores consejos para emprendedores
(15 diciembre 2019)

CÓMO MEJORAR LA CAPACIDAD DE ATENCIÓN EN EL TRABAJO
(15 diciembre 2019)

12 CARACTERÍSTICAS BÁSICAS DE LOS EMPRENDEDORES DE ÉXITO
(15 diciembre 2019)

5 tendencias en uniformes laborales para 2019
(13 diciembre 2019)

¿Cuáles son los problemas de un mal diseño?
(13 diciembre 2019)

10 características de un buen negociador
(06 diciembre 2019)

Consejos para escoger calzado laboral adecuado.
(03 diciembre 2019)

Eres un buen comprador?
(02 diciembre 2019)

Consejos para comprar tu ropa de trabajo.
(02 diciembre 2019)

Uniforme empresarial: Una estrategia de identidad.
(01 diciembre 2019)

Seguridad en el trabajo
(01 diciembre 2019)

Cuidado básico del uniforme de trabajo
(01 diciembre 2019)

SLOW FASHION, MODA AMBIENTAL.
(01 diciembre 2019)

Prendas básicas para sobrevivir al invierno.
(01 diciembre 2019)

EL USO DEL UNIFORME COMO HERRAMIENTA DE MARKETING
(01 diciembre 2019)

GRANDES RAZONES PARA APOYAR EL CONSUMO LOCAL
(01 diciembre 2019)